Logística de la Industria farmacéutica: Retos en las TIC

Febrero 2015

El sector farmacéutico está inmerso en una fase de cambios importantes, y precisa de la capacidad y los medios tecnológicos necesarios para adaptarse a la nueva situación. El autor analiza las principales necesidades del sector, los retos que afronta su logística y el papel de las tecnologías de la información, encargadas de su gestión.

El sector farmacéutico ha duplicado su facturación en la última década, ya que, por una parte, ha experimentado el crecimiento importante en los países emergentes y también crece, aunque de forma moderada, en los países desarrollados. Las fusiones y adquisiciones han reducido significativamente el número de compañías, de forma que más del 50% de la facturación global del sector la realizan las 25 empresas farmacéuticas de mayor tamaño. Asimismo, se ha producido un importante proceso de deslocalización en la fabricación de materias primas (API’s) desde Europa a Asia y países emergentes.

Por otra parte, también hay que tener en cuenta el auge de empresas de biotecnología y productos biosimilares, con nuevos productos de alto valor añadido y requerimientos particulares que precisan de operaciones logísticas específicas, desde el aprovisionamiento de materias primas hasta la distribución de producto terminado. En el caso de España, la industria farmacéutica ha sufrido en los últimos años sucesivas reducciones de los precios regulados con la consiguiente reducción de producto terminado.

En el caso de España, la industria farmacéutica ha sufrido en los últimos años sucesivas reducciones de los precios regulados con la consiguiente reducción de márgenes. Adicionalmente, debemos tener en cuenta los cambios en la demanda que han afectado, entre otros factores, al tamaño de los pedidos, que son cada vez más pequeños, lo que encarece su preparación y transporte hasta los puntos de consumo.

La mejora del margen conlleva mejorar la cadena de suministro. Si tenemos en cuenta que a medida que avanza el ciclo de fabricación de un producto sobre éste inciden tanto los costes de producción, como los costes logísticos, y que una gran parte de los medicamentos, como hemos dicho anteriormente, tiene su precio regulado, queda patente el hecho de que una mejora en el margen conlleva necesariamente una mejora en la cadena de suministro. Desde el punto de vista de la producción, el sector ha conseguido grandes avances en eficiencia y productividad, con inversiones continuas en bienes de capital y mejoras de procedimientos operacionales. Unos niveles de inversión que no se han realizado en logística, por lo que la logística abre la puerta a la consecución de nuevas ventajas competitivas, basadas en una mayor eficiencia de la logística integral de la empresa, que no sólo gestiona flujos de materiales sino también flujos de información.

Ventajas sin explotar de los grandes volúmenes de datos.

Hoy en día, disponemos de grandes volúmenes de datos, de los que no se extraen todos los beneficios posibles, debido a la dificultad de convertirlos en información útil. Los datos de fabricación suelen estar dispersos en distintos sistemas: guías en papel, registros de análisis, datos de control ambiental, hojas de cálculo, etc. Además, los sistemas logísticos no siempre se encuentran totalmente integrados con los sistemas productivos.

Sin embargo, un sistema integrado que permita aprovechar esos datos y convertirlos en información útil, deviene en un factor competitivo de indudable valor para la empresa, a la vez que facilita la aplicación de procesos de mejora continua y LEAN de forma eficiente. Cada vez más empresas, optan por la renovación de sus herramientas de gestión, implantando software especializado, que abre el camino a la consecución de una mejor posición competitiva.

Por otra parte, la trazabilidad entendida en su concepto más amplio, incluye los movimientos materiales; operaciones y operarios que las realizan ; equipos empleados; datos medioambientales; flujos de información y un sistema de calidad que asegure que las operaciones se llevan a cabo según procedimientos validados. En definitiva, todo el ciclo de elaboración de los productos debe apoyarse en los correspondientes flujos de información para aprovechar el conocimiento que proporcionan los datos.

No todas las herramientas son válidas en la industria farmacéutica. Debido a todas estas razones, la adaptación de la industria farmacéutica a la nueva situación es más complicada que en otros sectores. La automatización es una opción a tener en cuenta para obtener la productividad deseada, pero no todas las herramientas y software de gestión son válidos para el sector farmacéutico.

Así por ejemplo, metodologías de producción y abastecimiento que se aplican con éxito en sectores como la automoción y alimentación, no son directamente válidos en el sector farmacéutica, por la fuerte regulación y los elevados estándares de calidad a los que está sometida la industria de este sector.

Calidad, servicio y costes. Un equilibrio complicado.

noticia31-2El necesario equilibrio entre Calidad, Servicio y Costes, es más complicado de alcanzar en el sector farmacéutico. Los requerimientos del servicio y los requerimientos de calidad tienen poco margen de maniobra por la normativa y la poca flexibilidad de los procedimientos establecidos. Podríamos decir que estos son ‘’intocables’’ y su complejidad va en aumento. Por ello, para lograr los márgenes de explotación deseados hay que reducir costes, mediante el logro de la máxima eficiencia en los procesos de logística y producción.

Ha llegado el momento de la logística integral

La logística ha adquirido en los últimos años un gran repercusión en la cuenta de explotación de las empresas, debido básicamente a que en producción, debido básicamente a que en producción, como hemos mencionado anteriormente, las mejoras son más difíciles de introducir ya que se han conseguido procesos muy eficientes. Por ello, por ello podríamos decir que ahora ha llegado el momento de que la logística aporte su contribución al margen mediante la mejora continua de la logística integral, y con ello quiero referirme no sólo a la logística de los materiales, sino también a la ‘’logística’’ de la información.

La logística debe aprovechar las posibilidades que ofrece la tecnología actual, por ejemplo los sistemas que incorporan GPS, incluso a nivel de bulto para determinados productos, con posibilidad de seguimiento de los envíos. La información fluye del almacén de distribución a las agencias, y también desde las agencias al destinatario y al remitente, cliente y laboratorio respectivamente. Los primeros reciben información puntual y precisa acerca de cuándo recibirán su pedido, los segundos respecto al seguimiento de sus envíos. Así, en envíos a hospitales, productos oncológicos, materiales para cirugías, productos de transporte a temperatura controlada, o materiales para producción, se generan avisos de la posición y las variables que se quieran controlar, de forma que si no se reciben las confirmaciones esperadas se generen las alarmas programadas. De esta forma, se pueden recibir avisos previamente a que se produzcan errores en la puntualidad, o deterioro del producto.

Otra actividad que ha ido en aumento en los últimos años, es la externalización de determinadas tareas a operadores especializados, que aportan una ventaja competitiva evidente al permitir focalizar los recursos disponibles en actividades esenciales de la compañía. El outsourcing permite absorber puntas de trabajo, variabilizar los costes, disminuir los activos y lograr una mayor productividad del conjunto.

Para rentabilizar este cambio estratégico es muy importante que la información de los procesos este integrada en tiempo real con los sistemas de información propios, sólo de este modo seremos capaces de ofrecer el mejor servicio a nuestro cliente. Al referirnos a cliente, tanto podemos hablar de cliente externo como de cliente interno, por ejemplo las líneas de producción. No obstante, una de las actividades que se ha externalizado con mayor frecuencia es la distribución, preparaciones de pedidos, expediciones y devoluciones.

Las ventajas de las TICnoticia31-3

  • Visibilidad de la cadena de principio a fin y monitorización global de los procesos y de las operaciones , end-to-end. Permite disponer de información en tiempo real, y poder tomar decisiones de forma ágil, para un mejor aprovechamiento de los recursos.
  • Flexibilidad. Aplicación de cambios tácticos y estratégicos, sin necesidad de grandes inversiones en tiempo y recursos. Es necesario disponer de herramientas de software suficientemente flexibles que faciliten la puesta en marcha de nuevas oportunidades de negocio lugar de ser un obstáculo rígido a las mismas. Una herramienta especializada, que con un control de cambios, facilite la validación del sistema.
  • noticia31-4Conocimiento. En paralelo con la gestión física de materiales, la gestión de la información es fundamental para los proyectos de reducción de costes y mejora de la rentabilidad. Es un campo con enormes posibilidades, donde una gestión integrada de todos los datos permite aplicar las técnicas de análisis multivariante para transformar la información en conocimiento, con importantes aplicaciones, por ejemplo, la aplicación de metodologías como la gestión de la calidad por el diseño en la fabricación industrial de medicamentos (QbD).

 

Requerimientos de calidad y servicio de estricto cumplimiento.

Resumimos a continuación cuales son los requerimientos de la calidad farmacéutica y las necesidades del servicio, ambas de estricto cumplimiento:

En síntesis, podemos concluir que la utilización de las tecnologías de la información y la comunicación, TIC, es imprescindible para la competitividad y supervivencia de las empresas.

noticia31-5

Autor: Joan Sansalvador (Revista Manutención y Almacenaje Nº 503, Febrero de 2015)

Labware

Por favor contacte con nosotros si quiere recibir más información: comercial.labware@telstar.com